La gestión de la producción industrial

Las empresas luchan a diario para optimizar su producción y sacar el máximo partido a sus medios con el objetivo de incrementar su productividad. Es por eso que la gestión de la producción en una empresa como pueden ser las del sector del mecanizado, se ha convertido en la actualidad en una de las tareas más importantes de cualquier empresa.

 

Para aprovechar al máximo estas áreas de planificación, programación y control es primordial disponer de un software de producción que permita optimizar los procesos de la empresa.

Analizar situaciones como los paros de personal y máquinas por falta de materiales o por una deficiente programación son aspectos que pasan diariamente en las empresas. Dominar este tipo de situaciones, se ha convertido en la necesidad de estudiar temas tan importantes como el pronóstico de la demanda, la planificación de la producción, control y gestión de los stocks, entre otros.

¿Qué pasa con las empresas del mecanizado?

Las empresas que se dedican a mecanizado de piezas no seriadas suelen tener una forma de trabajo similar. Lo primero que une a este tipo de empresas de mecanizado es que no suelen tener grandes cantidades de materias primas en almacén puesto que suelen trabajar bajo pedido. El siguiente punto que las une es que suelen tener problemas de información entre departamentos y como último punto común es que suelen utilizar fichas en papel para el control de la producción.

Las piezas que se mecanizan suelen ser siempre distintas, las empresas no suelen tener un sistema de gestión acorde a las necesidades de las empresas de mecanizado y se sigue utilizando el papel como medio de comunicación entre departamentos.

Esto a día de hoy genera un cóctel que hace difícil la gestión y la comunicación del trabajo en este tipo de empresas.

Estos tres puntos se solucionarían con un software de gestión ERP para el mecanizado como ONIX ERP.

  • Las empresas no suelen tener un sistema de gestión acorde a las necesidades de las empresas de mecanizado
  • La gestión del trabajo en los ERP para el mecanizado, se realiza como la gestión de un proyecto.

 Puedes ampliar la información en nuestra noticia: Organización y control de la producción con sistemas ERP para el mecanizado.

Planificar, programar y controlar.

Para utilizar la gestión de la producción se aplican tres métodos de trabajo distintos que debe seguir el más mínimo detalle para que todo sea beneficioso.

Planificación: Antes de emprender con el trabajo hay que planificar, para ello necesitamos saber qué recursos serán precisos, en qué cantidad y de qué calidad. En este proceso también se tiene que concretar una fecha en la cual comenzara el proceso, y así tener los gastos supervisados en todo momento.

Control: Los indicadores de control tienen que ser minuciosos para garantizar que todo salga tal y como se ha planificado. Hay que vigilar la mano de obra, las existencias, el trabajo de las máquinas y el servicio de los proveedores para que no haya errores.

Seguimiento: Es necesario realizar un seguimiento del proceso en todo momento y esto demanda una serie de documentos que hagan un seguimiento del avance actualizado en todo momento.

Misión de la Gestión de la Producción Industrial

La misión de la gestión de la producción industrial engloba toda la escala de desarrollo y comercialización de productos, desde el estudio de las situaciones del mercado hasta la definición de las características o funciones de un producto, llegando al lanzamiento y seguimiento del producto a lo largo de todo su período de vida.

Las funciones de gestión de la producción más importantes serán:

  • Selección de producto y diseño.
  • Selección del proceso de producción.
  • Selección de la forma de producción adecuada.
  • Planificación de la producción.
  • Control de producción.
  • Control de Calidad y Costo.

¿Cuál es el objetivo de una óptima gestión de la producción en la empresa?

  • Lograr más eficiencia y mejores resultados a la hora de gestionar la fabricación.
  • Mayor control sobre los costes de fabricación consiguiendo ajustar los gastos al máximo posible.
  • Eficacia del departamento de producción para certificar la entrega de pedidos.

Para alcanzar resultados excelentes la agilidad es clave. Es aquí donde el software realiza una tarea significativa agilizando el proceso tradicional en el que las medidas se hacían manualmente y llegaban demasiado tarde.

Objetivos principales

El objetivo principal de la gestión de la producción es producir servicios con la calidad y cantidad conveniente, en el momento correcto, con un coste mínimo.

Hay una serie de objetivos que deben cumplirse a través del trabajo para lograr nuestro objetivo.

Los plazos de entrega acordados además de cumplirse con rapidez, tienen que producirse sin errores, en la entrega, en cantidades y de calidad adecuada.

La reducción de costes tiene que dirigirse al mínimo posible, ajustando el gasto que admite la fabricación de cada producto.

Una buena gestión de la producción también nos permite:

  • Conseguir la coordinación entre los distintos departamentos relacionados con la producción.
  • Hacer ajustes beneficiosos de personal, dinero, materiales, máquinas, herramientas, aparatos y equipos afines a la producción.
  • Decidir sobre los objetivos de producción a lograr contando con las previsiones de ventas.
  • Iniciar la producción en líneas de fabricación actuales y mantener una producción continua.
  • Lograr el nivel de beneficio deseado, con un ahorro en costes y tiempo de producción.
  • Tomar todas las medidas necesarias para eliminar los posibles obstáculos que puedan surgir durante la producción.
  • Desarrollar planes alternativos para hacer frente a cualquier emergencia o imprevisto.

¿Quieres formarte en Gestión de la Producción? Entra en nuestros cursos:

 Ponte en contacto con Esquío y te asesoramos sin compromiso.

Alejandro Castro